Acuerdo de compromiso

Siempre hemos entendido la cooperación de manera conjunta, como un intercambio, con la participación directa de todos los actores implicados. No nos gusta el concepto de la caridad porque si, incluso en un entorno de pobreza extrema. Khanimambo es y siempre será un gran apoyo a la vida diaria de los niños y de las personas pero no puede ni debe sustituir las responsabilidades individuales y familiares; ni de la sociedad en general ya que sino, simplemente no sería constructivo, beneficioso ni sostenible en el tiempo.

Hoy recibimos a madres, padres y responsables de ahijados y ahijadas para explicarles muy bien y paso a paso en que consiste la ayuda de Khanimambo. También cuales son sus obligaciones y las nuestras. Hasta dónde intentaremos llegar.

Una vez informados, firmamos un acuerdo gracias al cual nos comprometemos a trabajar unidos y cumplir con las normas del Centro Munti, así como asistir a las reuniones de sensibilización, a la presentación de los talentos de sus hijos, a las reuniones que marcan los educadores, etc.

Este acuerdo es muy importante porque nos permite implicar directamente a las familias en la educación de sus hijos y dar valor a todo lo que cada ahijado y ahijada recibe por parte de la Fundación. Al mismo tiempo que se firma el acuerdo, se entrega el uniforme de sus hijos a cada responsable.

Creemos firmemente que trabajar conjuntamente con las familias es la única forma de poder ejercer una buena educación y ofrecer una estabilidad emocional equilibrada a niñas y niños y hemos aprendido a lo largo de todos estos años que responsabilizar a madres, padres, tíos y abuelas es parte fundamental de nuestro trabajo ya que en última instancia son ellos quienes responden por sus hijos y quienes más desean verles crecer sanos y felices.

El acuerdo de compromiso pone en valor la ayuda que ofrecemos pero, sobre todo, nos da la llave para que cada ahijado y ahijada de Khanimambo obtenga respaldo familiar en casa y crezca dentro de su entorno del mejor modo posible a la vez que nos garantiza que la ayuda que ofrecemos no será desperdiciada y que hay un compromiso en firme de devolver lo invertido en caso de abandono escolar, de faltas reiterativas, de incumplimiento grave de las normas o de desafío abierto a los valores de la Fundación Khanimambo.

Una vez más, agradecemos al equipo del Centro Munti su entrega total en un día como hoy para explicar y hacer entender a las familias en qué consiste formar parte de nuestra gran familia.

Por | 2018-02-05T07:21:31+00:00 29 de enero de 2018|Etiquetas: , , , |

Sobre el Autor:

Eric forma parte de la Fundación Khanimambo desde 2007. En enero de 2009 se trasladó a vivir a Xai-Xai con Alexia y ahora los dos tienen tres hijas que educan conjuntamente a los niños y niñas de Khanimambo. Actualmente es el Director de Comunicación de la Fundación.

Deje su comentario